Créditos Fonacot

jose luis 18/07/2013
Creditos economicos

El Instituto del Fondo Nacional para el Consumo de los Trabajadores (Fonacot) fue concebido hace casi 40 años bajo la premisa de ofrecer a los trabajadores un instrumento crediticio que les permitiera mejorar tanto su nivel de vida como el de sus familias.

Los créditos Fonacot te permiten comprar cualquier bien de consumo o si lo deseas también puedes pagar infinidad de servicios.

Una de las cosas que más llama la atención de este mecanismo financiero es que comienzas a pagar la mensualidad acordada hasta dos meses después de haber recibido tú capital. Algo que casi nadie te ofrece en la actualidad. ¿Imagina todo lo que puedes hacer con un “dinerito extra”? Comprar un automóvil, irte de vacaciones, completar la lista de útiles de tus hijos; en fin, muchísimas cosas más. Las posibilidades son inimaginables.

¿Que necesito para pedir mi crédito Fonacot?

– Primero que nada y antes que todo debes de tener cumplidos al menos 18 años de edad y haber laborado por más de un año en tu puesto de trabajo actual. También es importante que te cerciores si es que tu empresa se encuentra afiliada a Fonacot, de ser así, ya tienes más de la mitad del camino recorrido.

– Identificación oficial vigente con fotografía.

– Un comprobante de domicilio en donde tú apareces como titular, que tenga una antigüedad máxima de 30 días.

– Un comprobante de nómina que no tenga más de una quincena, es fundamental que éste contenga tu número del seguro social.

Además créditos Fonacot son concedidos de dos maneras: el primer medio (y para muchos el más sencillo conveniente) es por medio de una tarjeta de crédito. En tanto que el segundo método consiste en depositar la cantidad solicitada directamente en la cuenta bancaria que tu hayas elegido. La tasa de interés es una de las más competitivas en el mercado y las amortizaciones mensuales se descontarán a través de tu nómina.

Si decides elegir la segunda opción, te recordamos que debes llevar a cualquiera de las sucursales de Fonacot presentes en toda la República mexicana, el estado de cuenta más reciente que tengas, pues se requiere tu Clave Bancaria Estandarizada (CLABE) para que la transferencia del capital se haga de manera rápida y segura.

El plazo para pagar los créditos en efectivo es variable, ya que puedes elegir el plazo que más te convenga: un semestre, nueve meses, un año, dieciocho meses o dos años.

Un beneficio adicional para quienes adquieren su crédito Fonacot es que con tan sólo amortizar el equivalente al 25% de esta operación financiera, estarás en posibilidades de renovar tu crédito. Por cierto esta característica no te genera ningún cargo adicional.

¿Qué pasa si elijo la tarjeta?

Las tarjetas únicamente se entregan en las oficinas autorizadas, de ninguna forma son enviadas a su domicilio. ¡No te dejes sorprender!

Por otra parte, si has dejado de utilizar tu tarjeta por un período de tiempo prolongado, es recomendable que antes de realizar una compra verifiques la fecha de vencimiento de la misma.

Finalmente, te presentamos una tabla en donde se muestran tanto el capital prestado como el período de tiempo con el que cuentas para pagar:

– 30 días de salario/6 meses para pagar.

– 45 días de salario/9 meses para pagar.

– 60 días de salario/12 meses para pagar.

– 75 días de salario/18 meses para pagar.

– 90 días de salario/24 meses para pagar.

¿Que estas esperando? Tramita tu crédito Fonacot ahora mismo.

Comparte esta nota:
Etiquetas:

0Deja tu comentario